Un estudio demuestra la respuesta antiviral de la ivermectina en pacientes con COVID-19